20/3/13

El Conde Feroz Tercera Parte Capitulo XLVII


"Mas el conde, antes de abandonar la ciudad para dirigirse hacia el sur de la península y continuar con la embajada que le encomendara su rey, tanto a él como al mancebo, tenia que acabar el ajuste de cuentas con los conspiradores que intentaran matar a su amado y ya sólo le quedaba el alcaide para apretarle los huesos y hacerle padecer el peor de los tormentos con el fin de sacarle algo que implicase al infante Don Fadrique, verdadero culpable de todo en opinión del conde e incluso del propio monarca. Pero sin pruebas fehacientes no era posible condenar a un príncipe y el asunto había que abordarlo con mucha precaución y sin sobrepasarse ni un pelo con dicho infante hasta no estar seguros de su implicación en toda la trama criminal. Y lo peor era que todos los torturados anteriormente no sabían nada que fuese definitivo como prueba de cargo contra ese hermano del rey. Así que el último resorte para hacer sonar el arpa de la delación era Don Senén, que esperaba desesperado en una jaula de hierro colgada de la bóveda de la más oscura y lúgubre mazmorra del castillo. Y cuanto más alargaban su desesperación aguardando la hora del suplicio y la muerte, el alcaide suplicaba con conmovedor desgarro que se apiadasen de él y le concediesen un rápido final."


Para leer el cuadragésimo septimo capítulo de la tercera parte de esta saga pincha la imagen. 
 "El Conde Feroz" es una historia escrita por el Maestro Andreas y está ambientada en la España cristiana y mora del siglo XIII

No hay comentarios:

Publicar un comentario