13/8/15

La leche de Papá


"Las relaciones homosexuales entre dos hombres de roles extremos como lo es una relación entre un Macho Activo y un hombre pasivo desarrollan una asociación muy especial en lo que respecta al sexo. 
El Macho subyuga al pasivo y lo marca. 
Y en esos procesos, el semen juega un papel importante. 
Voy a expresar algunas consideraciones, que obviamente son subjetivas pero que son racionales también. 
El semen de un Macho es “alimento” para un pasivo. 
Si hay algún Activo que no le da de beber su semen a su amante pasivo lo insto a que lo haga; incluso aunque no sea del agrado del pasivo tragar semen. 
Es un deber del pasivo beber la leche de su Macho. 
Cuando un pasivo ordeña y bebe la leche de su Macho, literalmente se está alimentando.
Los componentes químicos que posee el semen pasan a formar parte de las células del pasivo, es decir que se asimilan a su cuerpo. 
Esto es algo verdaderamente groso, no es un detalle menor. 
El pasivo se alimenta con algo que produce nuestro cuerpo. 
Inversamente no ocurre lo mismo; es decir, un Macho Activo no es alimentado por su pasivo. 
Yo nunca le he negado leche a nadie. 
Lamentablemente, nunca producimos lo suficiente (ya que su función natural es otra y con lo producido basta y sobra para esa función). 
Por lo tanto el pasivo siempre se queda con ganas de beber más y nosotros con ganas de dar más. 
Pero también es cierto que cuanto más beba el pasivo, más van a producir nuestras bolas. 
Si un Macho le da de beber diariamente a su pasivo y a eso le sumamos una o dos acabadas más producto de la eyaculación del coito, entonces las bolas (testículos) producen más. 
Tanto es así que después de seguir una rutina diaria, si no lo hicieras por tan solo dos días notarías un pequeño aumento en la cantidad. 
Para lograr una rutina diaria te aconsejo que acostumbres a tu pasivo. 
Por ejemplo, si dormís la siesta, acostumbralo a que te haga una buena mamada antes de la siesta y que se trague toda la “salsa blanca”, luego vos descansás tranquilo. 
Cuando el pasivo se acostumbra, solito va a la habitación te baja los calzoncillos y te la chupa hasta extraerte la última gota, y luego te deja dormir, mientras él sigue con sus cosas, o se queda descansando al lado tuyo. 
A veces podrías modificar los momentos del día o la periodicidad (por ejemplo, cada dos o tres días) para que la rutina no sea tan rutinaria, valga la redundancia. 
Tu verga tiene que estar satisfecha todo el tiempo, tiene que estar bien “lustrada”, ya sea con la boca de tu pasivo o con el culo de tu pasivo, pero bien lustrada siempre."

Texto extaído de "Cabaña Machos"


2 comentarios:

  1. Superbe vidéo, le garçon avale avec une réelle gourmandise le sexe de son maître, les regards de vénération son magnifique !!

    ResponderEliminar
  2. lastima que no tenga un Macho así todos los días

    ResponderEliminar