28/3/21

Este es mío

Si no fuera por el collar de su cuello se vería como cualquier otro muchacho.
Pero este es mío y puedo usarlo como mejor me parezca.
Cuando lo saco de su celda de esclavo se entusiasma sabiendo que estoy a punto trabajarle sus agujeros.
Tiene hambre y necesito frenar su entusiasmo para que valore el placer que me causan los momentos previos. No lo culpo demasiado, sé quién soy y el efecto que le causo a los demás.
Soy un hombre alto, poderoso y musculoso con un cuerpo fuerte y una gran verga. Estoy acostumbrado a que los chicos me deseen.
Pero él es de mi propiedad, lo compré, es mi esclavo...

No lo cogeré con suavidad, pero será para su bien.
Haré que se someta a mi verga; su cuerpo diminuto, terso y juvenil tendrá que soportar la fuerza del mio con un polvo duro y penetrante.
Aprenderá que él es un agujero para coger y me debe adorar como el dios que soy...

No hay comentarios:

Publicar un comentario