24/8/12

Propiedad marcada


El Amo puede imponer a su esclavo una marca que lo identifique como objeto de su propiedad.


El tatuaje moderno es ideal para ese fin, y generalmente se solicita el trabajo de un tatuador profesional de confianza.


Me han contado de un Amo que llegó a un acuerdo con uno de estos profesionales, 
y permitía que se cobren el importe de su trabajo abusando de los putos que marcaba.

Las fotografías que ilustran pertenecen al artista Justin Monroe

No hay comentarios:

Publicar un comentario